Mesa Central » (56-2) 2481 0530


registro pacientes
  reserva horas
Dirección: Boulevard Hotel Marriott, Av. Kennedy 5735 OF. 502 Poniente.
Las Condes, Santiago.

Existen tres tipos de várices, las cordonales, prominentes como cordones. Las reticulares de menos de 3 mm de diámetro y que no son prominentes, que no siempre se ven a simple vista y por último las telangiectasias o arañas vasculares, que son más pequeñas de 0.1 a 0.9 mm de diámetro pero muy superficiales y visibles. Además, existen venas marcadas o notorias que a veces molestan mucho por su aspecto, pero que no son várices propiamente tales. Es el caso de venitas notorias en las mejillas, alrededor de la nariz y a veces frontales. También hay venas marcadas en la región pectoral, mamaria, hombros, brazos y dorso de las manos. Las várices Reticulares, Telangiectasias y las venas notorias pequeñas, se tratan mediante Crio Escleroterapia, que puede ser química, mediante inyecciones o Crio Escleroterapia Lumínica, que se hace mediante Láser Transdérmico.

El Láser Transdérmico, consiste en Luz Láser administrada por un equipo de alta complejidad, contamos con un Equipo Láser denominado Plataforma Etherea, de última generacón y específico para lesiones vasculares. La luz o energía se administra a través de una sofisticada pieza de mano que permite selecionar la vena a tratar. La hemoglobina presente en la sangre y dentro de la vena capta esta energía y produce esclerosis, es decir, el cierre y desaparición de estas venitas. El tratamiento se hace por sesiones cuyo número depende de la severidad de cada caso. La administración de la energía Láser es dolorosa, sin embargo, se ha incorporado un sistema de anestesia de la piel por aire frío a presión mediante un equipo denominado Siderian, que al enfriar la superficie de piel, hace el tratamiento indoloro.

Se aprecia una disminución inmediata en venitas faciales, sin embargo, en otras localizaciones, los primeros días pueden verse las venitas más marcadas, lo cual, es transitorio. Recién a los 6 meses se verán los resultados más definitivos. Se debe tener presente que este tratamiento borra un 80 % de las venas tratadas. Se debe considerar que no es definitivo y siempre van a estar apareciendo pequeñas venitas. Por esta razón se debe contemplar el efectuarse mantenciones, con 1 ó 2 sesiones por año.

El Láser Transdermico es un tratamiento muy seguro, sin embargo, siempre existen riesgos como pigmentación, especialmente, en personas morenas, alergia local, enrojecimiento de la piel y microulceraciones. No hay limitaciones médicas en sus actividades normales. Se recomienda que no se exponga directamente al sol por 2 semanas post sesión. De esta manera disminuye la posibilidad de que se le manche la piel. Terminado el tratamiento las piernas pueden ser protegidas del sol con Filtros factor 30 hacia arriba.

noticias

2 television

3 global veintec
4 veintec eeuu